Control de gastos, aplicaciones para mejorar la vida financiera

El desconocimiento de cuánto se gasta y en qué es uno de los principales problemas económicos, no obstante los usuarios pueden usar diferentes aplicaciones para llevar un registro de gastos y mejorar su vida financiera.

Control de gastos, aplicaciones para mejorar la vida financiera
Control de gastos, aplicaciones para mejorar la vida financiera | Fuente: El Economista

La frase ¡No sé en que se me va el dinero!  Puede sonar muy común, sin embargo es una alerta de un mal control financiero, usualmente el desconocimiento de cuánto se gasta y en qué se gasta es uno de los principales problemas que afecta la salud financiera, ya que evidencia la falta de un plan de gastos, ante ello los usuarios pueden acceder a aplicaciones para administrar gastos y mejorar su vida financiera.

Datos de la última Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF)  revelan que en México sólo dos de cada 10 personas reportaron llevar un presupuesto, mientras que cuatro de cada 10 llevan un registro de sus deudas pendientes y 50% dijo separar su dinero entre deudas y gastos.

No contar con un control de gastos puede provocar que los ingresos mensuales se destinen a consumos de menor necesidad, descuidando el pago de deudas o compras de productos básicos, lo que puede repercutir en la falta de un fondo de ahorro o incurrir en más endeudamiento.

Por ejemplo, una persona al recibir su pago mensual, divide su ingreso en gasto y en el pago de deudas. Esta persona considera que comprar café todas las mañanas en establecimientos no afecta sus finanzas, ya que cumple con los pagos de deudas en tiempo y forma. Sin embargo, al registrar el gasto y compararlo con su ingreso, la compra de café diario puede significar hasta 30% del gasto mensual.

Tal vez el gasto en café no afecta el pago de sus deudas, pero sí tiene efectos, como impedir contar con un fondo de ahorro, por lo que si en lugar de gastar diario en café se optara por usar un termo e incluso una cafetera, y se reduce la compra de café a solo unos días, con ese dinero puede comenzar a formar un fondo de ahorro o cumplir una meta financiera.

Existen gastos que parecen mínimos, sin embargo al realizarlos de manera recurrente pueden llegar a sumar una cantidad importante de dinero, por lo que la clave para tener una mejor vida financiera está en iniciar un registro contable de todos los gastos, y para ello se puede echar mano de distintas aplicaciones, solo basta con abrir la tienda de aplicaciones y escribir en el buscador “administrador de gastos” o ”control de gastos”.

Establezca topes de gasto

Actualmente hay gran variedad de aplicaciones con diferentes herramientas que pueden facilitar la tarea de administrar gastos, algunas apps permiten no solo llevar la relación ingreso/gasto, sino que también seccionar los gastos en categorías, establecer un tope de gastos diario, semanal o mensual, así como vincular las tarjetas de débito y crédito, además de contar con gráficas y reportes con los que se puede observar de manera simplificada, que rubro cuenta con mayor desembolso y que hábitos de consumo se pueden cambiar para mejorar la vida financiera.

No existe la mejor aplicación, ya que cada una cuenta con factores diferentes para cada perfil de usuario, por lo que es recomendable considerar y probar varias opciones que den al usuario la sensación de comodidad, rapidez y de fácil manejo, ya que al descargar la aplicación se tendrá que usar por lapsos de uno a tres meses, además algunas ofrecen versiones premium.

Por otro lado, como alternativa para quienes desean tener un control de gastos, pero no desean introducir datos bancarios en las apps, existen también  aplicaciones de banca móvil o monederos electrónicos, los cuales pueden ser aliados para llevar el control financiero de las tarjetas bancarias, ya que a través de la interfaz del banco o monedero electrónico preferido se pueden  visualizar los desembolsos.

Algunas aplicaciones incluyen funciones como establecer límites de compra y creación de estrategias de ahorro a corto plazo.

Realizar un control de gastos no solo permitirá al usuarios tener conocimiento de los gastos que realiza sino también comenzar a tomar control de sus finanzas por medio de un plan de gastos mensuales; para ello es recomendable asociar los diferentes desembolsos a tres grupos: gastos esenciales, no esenciales y fondo de ahorro, y destinar 50, 30 y 20% a cada uno respectivamente.

joselyn.ugarte@eleconomista.mx

Algunas aplicaciones incluyen funciones como establecer límites de compra y creación de estrategias de ahorro a corto plazo.